Presidente de Afganistán ofrece tregua a los talibanes

La Jornada
2018-02-28

Kabul. Al inicio de la conferencia de paz para Afganistán que se realiza en Kabul, el presidente del país, Ashraf Ghani, ofreció a los talibanes, radicales islámicos, una tregua y amplias concesiones.

En caso de que los talibanes, que no estaban invitados a la conferencia, se sumen a un proceso de paz, serán reconocidos como grupo político, dijo Ghani. Además, también puso sobre la mesa la posibilidad de de enmendar la Constitución para incluir sus demandas.

Ghani ofreció a los talibanes pasaporte, una oficina en Kabul, así como la liberación de presos y la suspensión de sanciones. El presidente sin embargo insistió en que hay que celebrar elecciones y exigió a los talibanes que reconozcan el Gobierno afgano. 

Hasta la fecha los talibanes han rechazado las negociaciones directas con el Ejecutivo de Kabul, al que consideran un Gobierno marioneta. 

Tal como reiteraron el lunes en un comunicado, piden negociar directamente con Estados Unidos, el país que más tropas ha desplegado en el conflicto. En 2017 Estados Unidos aumentó la presencia de soldados en el país asiático e incrementó considerablemente el número de ataques. 

Los talibanes vuelven a controlar o tienen poder de influir en al menos un 13 por ciento del país, según datos oficiales. Además hay otro 30 por ciento de territorio que sigue en disputa. 

En su discurso inaugural, Ghani dijo: "Líderes de los talibanes y todos los miembros, la decisión está en vuestras manos. Acepten la paz. Siéntense en la mesa de negociación y construyamos juntos el país". El mandatario ofreció además a Pakistán, al que tanto Kabul como Washington acusan de apoyar a los talibanes, un nuevo comienzo en las relaciones, actualmente lastradas. Para la Conferencia de un día en el marco del Proceso de Kabul se extremaron las mediadas de seguridad y acudieron representantes de 26 países así como tres grandes organizaciones internacionales. Fuentes de la organización de la cita indicaron a dpa que la comunidad internacional ha tenido que ejercer una fuerte presión para imponer en Kabul la señal de una "paz sin reservas". El Gobierno afgano se ha visto golpeado por una amplia serie de atentados de los talibanes. En la capital afgana murieron unas 130 personas en dos graves atentados. Tras el segundo atentado, el presidente Ghani dijo que la puerta para para la paz estaba cerrada para los terroristas. Según informaron los medios, su máximo asesor en materia de seguridad viajó la semana pasada a Doha, la capital del emirato de Qatar, para iniciar la negociación del cierre del la oficina semioficial que los talibanes tienen allí, porque la medida no ha contribuido a la paz. 

La primera conferencia del denominado Proceso de Kabul concluyó el año pasado sin resultados concretos.

Comentarios de esta nota
Comenta esta nota
Reciben propuestas para reforma de la Ley de Equilibrio Ecológico y Protección al Medio Ambiente
Medios Internacionales